Deutsche Bank pierde 4.116 millones de euros hasta septiembre

Deutsche Bank ha perdido 4.116 millones de euros entre enero y septiembre del presente año, en contraste con el beneficio neto atribuido de 455 millones contabilizado del mismo periodo de 2018, como resultado del impacto de los costes de la reestructuración en que se encuentra inmersa la entidad germana, que supondrá la pérdida de 18.000 empleos en tres años.

La cifra de negocio de Deutsche Bank entre enero y septiembre alcanzó los 17.816 millones de euros, un 9,7% por debajo de los ingresos del banco en los nueve primeros meses de 2018.

Los ingresos del área de banca corporativa aumentaron un 2%, hasta 3.920 millones, mientras que el negocio de banca de inversión ingresó un 11% menos, hasta 5.443 millones y la banca privada redujo un 5% su facturación, hasta 6.311 millones. Por su parte, la división de gestión de activos vio caer un 1% su cifra de negocio, hasta 1.662 millones.

En el tercer trimestre, Deutsche Bank registró pérdidas de 942 millones de euros, en contraste con el beneficio neto atribuido de 130 millones entre julio y septiembre de 2018, mientras que la cifra de negocio del banco germano cayó un 14,8%, hasta 5.262 millones.

“Nuestra transformación está totalmente en marcha con un progreso tangible en los costes y la eliminación de riesgos”, declaró el consejero delegado de Deutsche Bank, Christian Sewing, destacando que la ratio de capital básico CET1 de la entidad se mantuvo estable en el 13,4% al cierre del tercer trimestre.

Asimismo, el máximo ejecutivo del banco alemán subrayó que, al excluir cargos relacionados con la reestructuración, los costes ajustados de la entidad disminuyeron un 4% anual, lo que pone a Deutsche Bank en camino de alcanzar su objetivo de 21.500 millones de euros para el conjunto del año.

“Nuestra tasa de ejecución de costes ha disminuido en 1.800 millones de euros anuales desde el primer trimestre de 2018. Esto da una idea de cuánto hemos logrado”, declaró Sewing, para quien los resultados del tercer trimestre, dentro de un contexto geopolítico y macroeconómico difícil, muestran la consolidación del banco en una serie de negocios clave.

Por otro lado, las reservas de liquidez de Deutsche Bank al cierre del tercer trimestre de 2019 alcanzaban los 243.000 millones de euros, con una ratio de cobertura de liquidez del 139%, lo que representa un exceso de 59.000 millones sobre el nivel exigido del 100%.

En julio del presente año, Deutsche Bank hizo públicos sus planes para incrementar la rentabilidad de la entidad, que incluyen el recorte de 18.000 empleos en tres años.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *