Los salarios de siete países de la UE son ahora peores que hace ocho años

La recuperación económica de los estados miembros de la Unión Europea no se está trasladando a los trabajadores, según un informe publicado por el Instituto Sindical Europeo (ETUI) y la Confederación Europea de Sindicatos (CES) del que se ha hecho eco UGT.

Según este estudio, los salarios de siete países de la Unión Europea son ahora peores que hace ocho años: han bajado de media cada año un 3,1% en Grecia, un 1% en Croacia, un 0,9% en Hungría, un 0,7% en Portugal, un 0,6% en Chipre, un 0,4% en Reino-Unido y 0,3% en Italia.

El informe también destaca que en 18 países europeos los salarios han crecido mucho más lentamente, que antes de la crisis, entre ellos España. Así, el crecimiento de los salarios reales ha sido más débil en el periodo 2009-2016, que en el periodo de los años 2001-2008, en Austria, Bélgica, Dinamarca, España, Estonia, Finlandia, Francia, Irlanda, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Malta, Países Bajos, República Checa, Rumanía, Eslovaquia, Eslovenia y Suecia.

Por otra parte, según recoge UGT, el crecimiento anual medio del salario real ha descendido del 11,2% (en 2001-2008) al 0,1% (en 2009-2016) en Rumanía; del 8,8% a 1% en Lituania; y del 10,6% al 1,2% en Letonia. Solo tres países -Alemania, Polonia y Bulgaria- han reflejado aumentos de los salarios reales entre 2009 y 2016 con respecto al periodo 2001-2009.

Incluso en 2016, cuando los salarios reales empezaron a aumentar, disminuyeron en Bélgica y permanecieron prácticamente en el mismo nivel en Italia, Francia y Grecia.

La Secretaria Confederal de la CES, Esther Lynch, ha declarado que “es una muy mala noticia, no solo para los trabajadores y sus familias, sino también para las empresas, pues si los trabajadores tienen menos dinero para gastar, las empresas también sufren”. En este sentido, ha señalado que “ha llegado el momento de una verdadera recuperación económica. Los trabajadores necesitan aumentos de salarios en toda Europa. Y aunque los salarios empiezan a aumentar es necesario que se recuperen lo perdido”.

En este sentido, la CES inició en febrero una campaña, que se desarrollará hasta el 2018, para exigir una subida salarial en los países de la UE y organizó una Conferencia en Bruselas en la que intervino el Secretario General de UGT, Pepe Álvarez, bajo el título: “Europa necesita un aumento salarial. Es hora de nuestra recuperación”. Entre las líneas estratégicas a seguir destacan, entre otras: consolidar la negociación colectiva sectorial en los países europeos o que los salarios mínimos nunca sean inferiores al 60% del salario medio.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *